“Canelones de Codillo”

Canelon 3.jpg

¡Hola a todos!

Después de casi 2 meses de ausencia en mi querido blog… ¡Ya estoy aquí! Este verano he ido a contrarreloj todo el tiempo y me estaba resultando imposible llevar tanto a la vez así que decidí frenar un poco y dejar aparcado esto.

Lo dicho, hoy os traigo la receta de un plato que ya subí a Instagram hace un tiempo y que gustó tanto que pensé… la tengo que subir al blog! Y aquí la tenéis 🙂 Son unos espectaculares ¡CANELONES! Y es que, ¿a quién no le gusta la comida italiana? Pero esta vez he querido innovar un poco… estaba harta de los típicos de atún o carne picada… estos son de codillo 😀

Y ya solo me queda decir… ¡¡Manos a la obra!!

Ingredientes:

  • 1 codillo
  • 2 zanahorias
  • 1 cebolla
  • 1 puerro
  • 500 mL de vino tinto
  • Agua
  • 10 láminas de pasta de canelones o de lasaña

⇒ Para la bechamel:

  • 50 gr de mantequilla
  • 50 gr de harina
  • 250 ml de leche
  • 250 ml de jugo del codillo

⇒ Para el gratinado:

  • 50 gr de queso parmesano
  • 20 gr de pan rallado
  • Ajo en polvo
  • Perejil

Elaboración:

  1. Comenzamos haciendo nuestra bresa. Para ello, cortamos, a groso modo, las zanahorias, la cebolla y el puerro y doramos todo en nuestra olla (debe coger color, como si estuviera tostado).
  2. Después, añadimos a nuestra bresa el vino y el codillo, llevamos a ebullición y dejamos que el vino reduzca un poco. A continuación, vertemos el agua suficiente hasta cubrir el codillo y dejamos hervir; cuando esté totalmente blando retiramos del fuego. Posteriormente, colamos el codillo y reservamos el jugo que luego emplearemos para la bechamel.
  3. El siguiente paso es desmenuzar el codillo y añadirlo a un bol. Podemos incorporar un poco de las verduras de la bresa para engordar así nuestro relleno.
  4. Ahora toca preparar la bechamel. Para ello, hacemos un roux con la mantequilla y la harina, añadimos la leche, dejamos que se cocine todo un poco y seguido le incorporamos el jugo del codillo. Dejamos cocinar un poco más, a fuego medio (mas bien flojo) y es importante que no dejemos de mover hasta que nuestra bechamel empiece a espesar. Sazonamos y retiramos del fuego.
  5. En el bol donde teníamos el codillo añadimos la bechamel, reservando un poco para luego tapar los canelones; amalgamamos nuestro codillo.
  6. Depende de la pasta que hayáis comprado la elaboración será distinta (para eso es importante que leáis la caja). En mi caso solo tuve que añadir las láminas de los canelones a un recipiente, verter agua caliente y dejar aproximadamente 10 minutos.
  7. Luego, estiramos las láminas y con ayuda de una manga (podéis hacerlo con una cuchara) echamos el relleno en un extremo y le damos la forma de “canutito” (esto es una forma de hacerlo, podéis emplear la que queráis).
  8. En un recipiente apto para horno punemos como base un poco de la bechamel (para evitar que los canelones no se pegaran a la base), añadimos los canelones y los cubrimos con la bechamel restante; después, espolvoreamos el queso y el pan.
  9. Finalmente, lo introducimos en el horno (previamente calentado a 220º C) y dejamos hasta que el queso empiece a gratinar.

¡¡Y lisssssto!! Espero que os guste mucho. Nos vemos el próximo día.

Canelon 2.jpg

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s